Imaginen un mundo en donde Hitler y sus aliados del Eje hubiesen ganado la II Guerra Mundial. ¿Como sería? Difícil imaginar algo así, algo tan terrible, ¿no?. Definitivamente sería un mundo completamente diferente a como lo conocemos hoy. Eso es lo que debe haber aterrorizado a más de uno cuando una mañana alguien subió a este subte de New York.

gettyimages-498626554-950c07700e467c6d4e24d60af415d0f0d84848c6-s900-c85

Pues bien, no es ni más ni menos que la publicidad (que causó bastante revuelo) de esta serie que nos trae Ridley Scott y que se estrenó el año pasado en exclusiva en el servicio de streaming de Amazon llamado Prime Video y que recientemente desembarcó en todo el mundo por un costo U$D2,99 por mes, este mundo paralelo en donde el Eje ha ganado la guerra y tanto la Alemania nazi como Japón han decidido repartirse el territorio de los aliados.

Basada en una novela del año 1962 del autor Philip K. Dick, la serie se sitúa en los (ex?) Estados Unidos de la década del 60, ahora dividida en tres territorios con su parte oriental dominada por el reich, la parte occidental del pacifico controlada por los japoneses, y una parte central en forma de “territorio neutral” entre japoneses y alemanes.

man-in-the-high-castle-map

El primer episodio comienza de la forma más normal: Un niño juega al béisbol en el jardín trasero de una casa en los suburbios de Nueva York. Se respira tranquilidad, armonía y ambiente familiar. Es el Día de los Veteranos, un día festivo. Después llegarán los fuegos artificiales y demás celebraciones. Todo parece normal. Excepto un detalle. Fijándose en la vestimenta del niño uno se da cuenta de que… pertenece a las juventudes hitlerianas.

Alli comienza un derrotero de 20 episodios en donde el espectador percibe siempre esta misma sensación dual, la de la total normalidad como la conocemos hoy solapada con lo inusual o bizarro o aterrador de este mundo paralelo. Sin lugar a dudas, lo mejor de la serie que nos permite captar esta sensación y trasladarnos de realidad es la ambientación, el montaje y los efectos. Ver una Times Square repleta de simbología nazi y la foto gigante de su lider Adolf Hitler en ese lugar, sin lugar a dudas logra cumplir con la función de crear este efecto de desazón en el espectador.

man-high-castle22CASTLE3-master675

A medida que la Temporada va a avanzando  se va mostrando con mayor detalle la suerte de los paises aliados y sus habitantes luego de la Guerra, los cambios en sus costumbres y estilos de vida que han provocado tanto el terror de la ocupación japonesa como nazi. Las persecuciones, torturas, privación de las libertades y derechos civiles basados en la religión, orientación sexual y raza son moneda corriente de este universo de ficción. Las intrigas de espionaje de una guerra fria que en nuestra realidad alguna vez protagonizaran Estados Unidos y la URSS, en esta realidad paralela son reemplazados por los nazis y los japoneses.

A su vez también vamos conociendo a los protagonistas de esta historia, de ambos lados de este territorio dividido y donde se empiezan a contar las historias personales de cada uno de ellos: un general estadounidense nazi cuyo poder se ve ensombrecido por un drama familiar (que va en contra del ideal fascista), un descendiente de judíos convertido en guerrillero o terrorista (según el punto de vista que se lo mire), un ministro japonés pacifista que va en contra de lo que quiere su imperio (y que tiene la trama más zen y fantástica en la serie), y un joven estadounidense que duda de los ideales nazis pese a trabajar para ellos (y algo más que también mejor no desvelar).

38e0c434979571c948c68be06de57766960

Una única mujer va a ser el punto de conexión que entrelazará las historias a ambos lados de la frontera. Su objetivo: acabar con la opresión japonesa y nazi, cuando por error y casualidad (?) se topa con una pelicula que le muestra un mundo e historia alternativos, que en verdad no es sino más que la realidad tal cual la conocemos hoy en donde los aliados ganaron la guerra y el nazismo es destruido.

juliana-crain-in-the-man-in-the-high-castle

Ante su incredulidad comienza una carrera contra reloj en busca de respuestas, principalmente en el brazo duro de la resistencia, y también con el autor de dichas peliculas, un hombre a quien nadie nunca jamás vio y que se hace llamar con el apodo de El Hombre en el castillo elevado (The man in the high castle), que le da el título a esta serie.

Actualmente la serie ya cuenta con dos temporadas y una tercera confirmada en la que (luego de haber visto las dos primeras) los personajes ya están bien explicados y solo resta verlos a todos  dar un paso al frente. Añadan a la serie un montaje supremo y una banda sonora de altisima calidad y no podrán más que desear haber comenzado a ver esta serie antes.

Les dejo debajo el trailer de la primer temporada para que se hagan una idea de que va esta serie:

 

XOXO,

 

 

 

 

Emilia