En un post anterior que publiqué esta semana, relaté la crónica de vuelo de Buenos Aires a New York por American Airlines y me quedó pendiente el posteo de la crónica de vuelo de regreso.

El mismo estaba planeado para ser realizado en el vuelo nocturno AA953 en una aeronave Boeing 777-200ER con configuración de filas 3-3-3 para la clase económica (siendo las 5 primeras filas Main Cabin Extra, con más espacio para las piernas) y 1-2-1 para la clase Business.

Salí de Manhattan unas 4 horas antes del vuelo (que estaba programado para las 21:55) en un servicio de autos privados que suelo utilizar bastante para ir y volver del aeropuerto en New York, que se llama Carmel Limo. Me recogieron puntualmente en el Hotel Reinassence del Midtown y emprendimos camino hacia el aeropuerto.

Yo ya habia realizado mi check in por medio de la app de American y justo cuando estaba camino al aeropuerto comienzo a recibir notificaciones tanto de TripCase como del aplicativo de la aerolinea de que mi vuelo se encontraba cancelado y reprogramado para el dia siguiente. Asi se veía la info en la app de American.IMG 3784 576x1024 - Crónica de vuelo New York (JFK) - Buenos Aires (EZE) por American Airlines

En ese momento no tenía mucho por hacer asi que respiré hondo y decidí seguir camino hacia el aeropuerto para ver que tipo de compensación iba a recibir por la cancelación.

Cuando llegué al aeropuerto me dirigí directo a los mostradores de Customer Service en donde ya había una fila considerable armada en donde estaba la gente de nuestro vuelo (en su mayoría argentinos de regreso a casa). El motivo de la cancelación: Mantenimiento de la aeronave.

IMG 3785xx1x 1024x768 - Crónica de vuelo New York (JFK) - Buenos Aires (EZE) por American Airlines

A medida que iba pasando la gente, nos ibamos enterando por el boca a boca de la fila, que estaban otorgando noche de hotel, transporte y voucher para alimentación a todos y ya hacían el check in obligándo a despachar las valijas.

Alli percibí que la mayoría de los pasajeros no tenían muda de ropa guardada en el equipaje de mano y que todos precisaron abrir la valija para sacar algunas cosas para pasar la noche demorando todo el trámite aun más tiempo.

A la mayoría de las personas las ubicaron en hoteles cercanos al aeropuerto JFK, siendo la mayoría beneficiados con el alojamiento en el Crowne Plaza, que es un 10. Sin embargo, con la Ley de Murphy en su máximo esplendor, a mi y a un par de viajeros nos tocó un hotel que decidí denominarlo de #ElHotelHP o mejor dicho El Hotel Pedorro.

Pero antes de llegar a la parte descriptiva del hotel, debo decir que el personal de American fue super atento y educado, siempre tratando de ayudar y resolver todo. Incluso llamaron al hotel para saber si había algún tipo de restaurante para que pudiera canjear alli mi voucher de comida, pero claro infelizmente no habia, y tuve que cambiarlo por un sandwich en un local al paso del aeropuerto.

Para llegar al hotel habia una combi esperando a la salida de la Terminal, alli entregabamos nuestro voucher y nos fueron repartiendo en los dos hoteles (el Crowne Plaza y este hotelucho llamado Five Towns),

Y cuando digo Hotel estoy siendo generosa ya que era más un motel de ruta que no estaba muy en condiciones: Lo peor fue abrir la cama y haber encontrado pelos adentro, las sabanas claramente no habían sido cambiadas, el baño estaba con humedad y el cuarto lleno de pequeñas moscas 🙁 .

Así decidí mostrarlo con unos pequeños videos para mis Instastories.

Sinceramente yo estaba tremendamente cansada y a la mañana siguiente debía partir a eso de las 7am hacia al aeropuerto para poder tomar el vuelo, asique comi el sandwich y me fui a dormir, pero no sin antes pegar una mirada para ver como venía el vuelo en la app de American considerando que ya para esa altura todo el mundo había hecho el check in.

Asi fue que encontré que la fila 20 estaba completamente vacía y tenía la posibilidad de cambiar mi asiento, asi que me la jugué y cambié el asiento por el 20B (que vaya a saber porque extraño motivo por suerte no tuve que abonar nada).IMG 3799 576x1024 - Crónica de vuelo New York (JFK) - Buenos Aires (EZE) por American Airlines

También tenía intriga por saber si mis valijas no iban a perderse haciendo noche en un aeropuerto tan grande, y alli recordé que la aplicación de American también muestra un trackeo de donde está la valija. Algo que me pareció excepcional. Y asi la veia a la pobrecita triste y sola en JFK 😛IMG 3803 576x1024 - Crónica de vuelo New York (JFK) - Buenos Aires (EZE) por American Airlines

Cuando llegué a Buenos Aires intenté ver si el trackeo también funcionaba aqui, pero solo mostraba que habia subido al avión pero no asi cuando habia sido descargada del mismo y encaminada a la cinta.

Sin embargo el sistema funciona perfecto para los vuelos domésticos de Estados Unidos ya que se muestra toda la info de por donde pasó la valija, como lo podrán ver debajo con un ejemplo de un vuelo que mi marido hizo ese mismo dia desde New York hacia Chicago:7a805a34 ec50 4442 a345 9a7784f385a8 576x1024 - Crónica de vuelo New York (JFK) - Buenos Aires (EZE) por American Airlines

Esta herramienta me pareció un 10, y creo que debería ser algo que la aerolinea debería expandir a otros aeropuertos internacionales y porque no una medida para que otras aerolíneas copien y adopten.

A la mañana siguiente pude ir hasta el aeropuerto con un transporte gratuito que ofrecía el “hotel”. Asi fue que lo hice a eso de las 7am.

Llegada al aeropuerto encaré directo hacia el control de seguridad, que fue sumamente rápido y desde allí hacia mi puerta de embarque.IMG 3811 1024x768 - Crónica de vuelo New York (JFK) - Buenos Aires (EZE) por American Airlines

En la puerta de embarque nos pusimos a conversar con varios pasajeros argentinos sobre como habia sido la experiencia y el trato de la aerolinea ante la cancelación. Habia varias señoras grandes quejandose que nadie hablaba español y que les habia sido muy dificil comunicarse con el personal de la aerolinea que estaba allí para asistir el dia anterior. A la mayoría del vuelo los habian enviado al Crowne Plaza y todos estaban muy contentos con el hotel. Claro, salvo los 5 que nos mandaron al HP 😛 .

De hecho en ese momento aproveché la oportunidad para escribir un par de tuits al respecto arrobando a la gente de American que me respondió muy amablemente lo siguiente:

Excepcional la respuesta del equipo de redes sociales de American, no como otros (ejem) que  no vamos a dar nombres pero que empiezan con LA y terminan con TAM 😛

Mientras esperábamos a que llamen al embarque empezaron a llegar a la puerta algunos carritos y a colocar al lado de la misma algunas bebidas y comidas de todo tipo (Aguas, jugos, gaseosas, fruta, snacks salados, yogurt, muffins, etc). Alli el personal de la puerta de embarque nos dio la bienvenida y nos pidieron disculpas por haber cancelado el vuelo de la noche anterior y nos comunicaban que podiamos tomar cuanta bebida y comida quiseramos que alli estaba como cortesía.IMG 3814 1024x768 - Crónica de vuelo New York (JFK) - Buenos Aires (EZE) por American AirlinesIMG 3815 1024x768 - Crónica de vuelo New York (JFK) - Buenos Aires (EZE) por American AirlinesIMG 3816 e1541371414572 1024x768 - Crónica de vuelo New York (JFK) - Buenos Aires (EZE) por American Airlines

Y esto fue importante (sin nosotros saberlo) no solo porque ese iba a ser nuestro desayuno, sino porque además no ibamos a comer hasta bien entrada la tarde y ya contaré porque.

El embarque como siempre fue por grupos y yo fui una de las ultimas en hacerlo ya que contaba con el grupo 9, asique aproveché para hacer algunas instantáneas de nuestro avión.IMG 3809 1024x768 - Crónica de vuelo New York (JFK) - Buenos Aires (EZE) por American AirlinesIMG 3807 1024x768 - Crónica de vuelo New York (JFK) - Buenos Aires (EZE) por American Airlines

Una vez que escanearon mi boarding en la puerta de embarque salió una luz roja y ahi se dieron cuenta que me lo tenían que cambiar, porque, claro, yo habia cambiado de asiento la noche anterior luego de haber realizado el check in en el aeropuerto asique necesitaban darme un boarding pass nuevo con mi nuevo numero de asiento.

Asi lucía el vuelo cuando embarqué:IMG 3821 e1541370798972 1024x768 - Crónica de vuelo New York (JFK) - Buenos Aires (EZE) por American Airlines

Y para mi alegría una vez que confirmaron que el embarque habia finalizado, pude festejar que iba a tener la fila entera para mi sola. Claro, a diferencia del vuelo de ida, esta vez era un asiento con espacio normal como se puede observar en las fotos debajoIMG 3820 e1541371499238 1024x768 - Crónica de vuelo New York (JFK) - Buenos Aires (EZE) por American AirlinesIMG 3822 e1541371558243 1024x768 - Crónica de vuelo New York (JFK) - Buenos Aires (EZE) por American Airlines

El avión y las caracteristicas de su interior eran exactamente las mismas que las del vuelo que me habia llevado a la ida hacia New York.IMG 3819 e1541731231177 1024x768 - Crónica de vuelo New York (JFK) - Buenos Aires (EZE) por American Airlines

Obviamente como era un vuelo diurno aproveché para ver casi todas las peliculas que habia en el sistema de entretenimiento a bordo.

Luego de unas 3 o 4 horas de vuelo, comenzó a darme mucha hambre y es que ya era la hora del almuerzo, pero no servían el mismo. Asique aproveché los snacks que habia agarrado en la puerta de embarque antes de subir al avion y empecé a picotear con la esperanza que un máximo 1 o 2 horas sirvieran la comida, algo que nunca ocurrió.

Para mi sorpresa no fue sino hasta 7 horas después del despegue que nos sirvieron una merienda que consistía en un yogurt y un muffin:IMG 3824 e1541371858781 1024x768 - Crónica de vuelo New York (JFK) - Buenos Aires (EZE) por American Airlines

Y esto fue un punto bajo por parte de la aerolinea y el servicio abordo, ya que hubiera sido más razonable que nos sirvieran un almuerzo y un par de horas antes del aterrizaje la merienda, sin embargo por alguna extraña razón decidieron hacerlo al revés y matarnos de hambre por 6 horas.

El vuelo dentro de todo fue super tranquilo y aprovechando que tenia una fila entera para mi, decidi tirarme a dormir un poco.

1 hora y media antes del aterrizaje, sirvieron la cena. Las opciones eran las de siempre: pasta o pollo, y me fui por el pollo que venía gratinado con arroz y vegetales y estaba muy muy bueno (o talvez era yo que estaba muerta de hambre). El plus era que servían la bandeja con una botellita de agua. Y claro, también venia la tipica ensaladita, el pan, el quesito y el aderezzo.IMG 3826 1024x768 - Crónica de vuelo New York (JFK) - Buenos Aires (EZE) por American Airlines

El aterrizaje fue tranquilo y desambarcamos rápido, mientras lo haciamos aproveché para tomar algunas instantaneas de uno de los asientos de la cabina Business, para que los lectores del blog se dieran una idea de como es.IMG 3828 1024x768 - Crónica de vuelo New York (JFK) - Buenos Aires (EZE) por American AirlinesIMG 3830 1024x768 - Crónica de vuelo New York (JFK) - Buenos Aires (EZE) por American AirlinesIMG 3831 1024x768 - Crónica de vuelo New York (JFK) - Buenos Aires (EZE) por American Airlines

Una vez hecha migraciones (en mi caso a través de las maquinas automáticas que funcionan de 10), me dirigí a la cinta. Luego de esperar un rato comenzaron a salir las valijas que para i sorpresa las primeras fueron aquellas que tenían la etiqueta de Priority.IMG 3833 e1541371978125 768x1024 - Crónica de vuelo New York (JFK) - Buenos Aires (EZE) por American Airlines

Y digo para mi sorpresa, porque acá en Buenos Aires nunca se respeta el etiquetado de Priority con LATAM u otras aerolineas de la alianza oneworld y quizás el hecho que en este caso si se haya respetado, talvez se deba a que American es una de las únicas aerolineas que está habilitada a contratar su propia empresa de Handling. El resto están forzadas a trabajar con la mafia de Intercargo, y esperemos que esto algún dia cambie asi las aerolineas pueden ofrecer el servicio que se merecen los pasajeros Priority.

En lineas generales la experiencia de vuelo con American me deja un gusto agridulce. Por un lado porque me pareció genial el servicio de Customer Service tanto en tierra como en las redes sociales, pero por el otro me pareció de terror que me hayan mandado a ese hotelucho y la situación con la comida abordo. Desde ya que podría haber sido una experiencia mucho peor, con la cancelación de por medio, pero tampoco fue excepcional. Quizás si me hubieran mandado al Crowne Plaza hoy estaría escribiendo otra cosa, pero justo les tocó la mala suerte de mandar a la bloguera al peor de los hoteles 😉

Igual creo que le volvería a dar una chance a American porque su personal de tierra nos trató como reyes. Veremos si tengo alguna vez una segunda oportunidad.

XOXO,

Emilia