Bueno, llego el momento de hacer ese post no tan lindo sobre un momento en el viaje. Pero es que había que documentar la experiencia: Llegamos a España el dia Viernes 15 de Diciembre y luego de unas horas de aterrizados en Barcelona ya nos habian robado.

No es la primera vez que me roban en España… la primera vez en cambio fue en Madrid y fue en el hotel y fue una baratija: una lapicera de Swarovski de 30 dólares que tenia guardada en una mochila.

Esta vez, fue mucho peor. La billetera entera con todas mis tarjetas de crédito, mi DNI argentino, 100 euros y algunos pesos. Por suerte el pasaporte estaba en la caja fuerte del hotel como siempre acostumbro dejar.

Más allá del mal trago, y como dice el amigo de este blog don Sir Chandler, no hay mal que por post no venga, y por eso decidí contar cuales son los pasos a seguir cuando te pasa lo que a mi me pasó.

Pero vamos por partes: La billetera me la “punguearon” (como diríamos en argentino) en algún lugar entre un local de Zara en Plaza Catalunya y la puerta de Casa Batlló. En el momento ni me di cuenta (como suele ser en este tipo de casos), ya que lo percibí casi 5 horas después cuando luego de cenar me di cuenta del faltante de mi billetera. Al menos (viendo el lado positivo de las cosas) esto nos permitió disfrutar el resto del dia sin amargarnos antes.

Llegados al hotel lo primero que hice fue ingresar a la página de VISA para ver los últimos movimientos de las tarjetas, y el momento menos deseado llegó: 1822 dolares en consumos en el local de ropa Burberry y 1700 dolares en el local de ropa Desigual en mi AMEX.

Hay algunos bancos que poseen sistemas de alertas via email automáticos cada vez que se hace algún consumo de determinado monto (eso lo establece cada uno), el tema es que yo no lo tenia activado en la tarjeta en cuestión y eso además no evita que ocurra el fraude, simplemente nos ayuda a enterarnos antes de que llegue el resumen.

Luego procedi a llamar desde el hotel al teléfono de VISA que figura al dorso de las tarjetas (lo busqué en una de las tarjetas de mi marido) que supuestamente era de cobro revertido. Bueno, lamento informar que no era cobro revertido y pagué la módica suma de 23 euros por la llamada. Lo mismo me pasó con Amex (aunque con ellos la llamada fue más extensa y pagué 43 euros la llamada).

En cuanto al procedimiento de denuncia tanto en VISA como en AMEX fue rápido, sin embargo para desconocer los consumos ya hechos por los delincuentes, los de VISA me dijeron que tenia que completar un formulario en la página web de ellos, y luego esperar la resolución del caso (aun estoy esperando).

En el caso de AMEX fue más fácil, en el mismo momento de la denuncia se abre la investigación por el consumo hecho por los delincuentes y realizan un crédito temporal en el resumen hasta la finalización de la investigación. También los de AMEX me hicieron en el mismo momento la toma de datos para enviarme el plástico de reemplazo.

En el caso de VISA me hicieron llamar a un segundo número de teléfono de Estados Unidos para hacer el trámite de la reposición (aclaro que son plásticos temporales que te envían a donde estés en el exterior si cargo, los definitivos te los mandan a tu domicilio o al banco y además te los cobran y esa gestión se hace automáticamente en la primer llamada al número de teléfono de Argentina).

Me pareció pésimo que me derivaran a un segundo telefono de Estados Unidos para pedir los plásticos temporales y para peor solo algunos dias después se comunicaron de VISA para confirmar el envio entre varias fallas en el entendimiento de cuales eran las tarjetas que estaba pidiendo reposición, y errores (de parte de ellos) en la información dada y recibida.

Lo que si, una vez confirmada la info tuve el reemplazo de mis plásticos en 24hs.

Luego de los trámites con las tarjetas decidí comunicarme con el Consulado, solo para verificar los pasos a seguir en cuanto al robo de mi DNI. En el telefono de urgencias del consulado me atendieron muy bien y me dijeron que no era necesario denunciar el DNI, pero si hubiera sido el pasaporte otra hubiese sido la historia.

Por último, y solo para quedarme tranquila decidí ir al dia siguiente a la comisaria más cercana para hacer la denuncia del robo, por si las dudas lo llegara a necesitar en un futuro para el tramite de desconocimiento de consumos de las tarjetas o en algún eventual caso de robo de identidad (aunque a quien le va a servir un DNI argentino en España).

La denuncia también es necesaria caso les hayan robado el pasaporte (que no fue mi caso) y cuenten con alguna asistencia al viajero que les cubra los gastos de tener que hacer el pasaporte de nuevo en el consulado.

En la comisaría de los Mossos de Esquadra de Barcelona me atendieron super bien y super rápido (no habia nadie y el lugar era super limpio y moderno), obviamente ni punto de comparación con una comisaria latinoamericana. Obvio, no pude sacar fotos para el blog 😛

En fin, que les roben recién comenzando un viaje es un mal trago pero que eso no empañe el resto de la estadia, esta historia continuará cuando llegue a Buenos Aires y/o en su defecto tenga novedades con el desconocimiento del consumo en VISA.

XOXO,

Emilia